Cultura

Quiet Quitting, la nueva tendencia para trabajar con límites

published by El Personalista

hombre lap top trabajo relajado trabajas más horas productivo arruinan quiet quitting proactivo

En las últimas semanas una tendencia ha formado parte de TikTok y no, no es un baile ni challenge, sino que se trata del Quiet Quitting.

No se trata de dejar botado tu trabajo, renunciar y quedarte sin nada, sino de comenzar a poner límites por el bien de tu felicidad y salud.

Te recomendamos:

7 cosas que no son responsabilidad de un hombre inteligente

7 tipos de personas que te impiden tener éxito

Encuentra en el Facebook de Personalista más contenidos similares

En Estados Unidos fue donde se comenzó a popularizar esta tendencia, ya que, muchas personas se sentían agotadas y hartas de la cantidad excesiva de trabajo.

Aunque su traducción es “renuncia silenciosa”, no se quiere hacer de manera formal, simplemente se quiere poner un límite y separar su vida profesional de la personal.

Quiet Quitting, la nueva tendencia para trabajar, pero con límites

Los usuarios de TikTok comenzaron a contar cómo era la cultura de trabajo que tenían y cómo poco a poco sacrificaban su vida por cumplir con las actividades que se les pedían.

Con el paso del tiempo se dieron cuenta de que estaban haciendo demasiado y esto no les estaba trayendo frutos.

Ni de forma económica, profesional, emocional y tampoco mejoraba el ambiente laboral.

No era falta de productividad o que no fueran competentes para el puesto. Si no que se les pedía “ponerse la camiseta” y extender sus horarios o aceptar más labores.

Por esto, el Quiet Quitting no busca que renuncies a tu trabajo, sino que renuncies a cualquier actividad extra, sobre todo, cuando no te será remunerada.

Los trabajadores más jóvenes se han dado cuenta de que no debes sacrificar tu vida para cumplir tus sueños y que pasar horas en tu trabajo, muchas veces no te ayudará a lograrlo.

Se está rechazando la idea de darlo todo por el trabajo o siempre decir que sí para quedar bien con tu jefe.

Porque esto no te ayudará a escalar, tener mejores habilidades ni tampoco te traerá felicidad, solo te agotará lentamente.

hombre trabajando
Unsplash

Trabajar con pasión, no con sufrimiento…

Esta tendencia no busca que todas las personas deben de trabajar y realicen una huelga o solo se quejen de su trabajo.

Si no que te des cuenta que sufrir todo el tiempo en tus actividades laborales no es normal ni sano y si estás en un ambiente tóxico, puedes hacer algo por tu bienestar.

El Quiet Quitting busca que se respeten los horarios de entrada, pero principalmente los de salida.

Y que únicamente se hagan las tareas por las que te contrataron. ¡Ojo!, no se trata de negarte a favores o de perder tu trabajo, sino de poner límites y que se te respete.

Habrá ocasiones en las que puedas ayudar y otras en las que tendrás que negarte.

Esta tendencia quiere dejar claro que darlo todo por tu trabajo en ocasiones no es lo mejor, porque siempre puedes ser reemplazado.

Sobre todo, quiere que se respeten las horas de trabajo y las personales, por lo que al terminar tu jornada laboral, te dediques a hacer cosas para ti.

No atiendas correos, llamada y tampoco realices actividades relacionadas a tu trabajo, solo te enfoque en disfrutar tu vida

Hacer lo mínimo…

Aunque algunas personas aseguran que la “generación de cristal” está exagerando, la realidad es otra.

Porque creen que no les gusta trabajar, no quieren hacerlo o se enfocan en hacer acto de presencia o lo mínimo para pasar desapercibidos.

Sin embargo, esta tendencia no es nada nueva, porque durante años muchos empleados han decidido no esforzarse o no trabajar más de la cuenta.

Esto debido a los bajos salarios, carga de trabajo, agotamiento y falta de oportunidades de crecimiento.

Incluso, durante la pandemia se pudo ver reflejado esto, porque muchos querían desconectarse de sus actividades para poder descansar y relajarse, pero tenían que seguir trabajando.

Así que, se dieron cuenta de que estaban cumpliendo en una área, pero que estaban abandonando otra muy importante.

Porque no se trata de renunciar o no querer trabajar, sino de hacer algo básico y necesario, que es tener tiempo para ti.

Con el Quiet Quitting las personas se han dado cuenta de que no deben trabajar cuando estás de vacaciones y que muchas veces decir no te hace más feliz que decir que sí.

Síguenos en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

published by El Personalista