Modo Nocturno

10 tipos de besos que no le gustan a una mujer (y tú insistes en darle)

published by El Personalista

senales-beso-algo-mas-pareja tipos de besos

Según los expertos, un beso tiene el poder de hacer o deshacer una conexión instantáneamente. Por esto, existen diferente tipos de besos.

Y cada uno crea una emoción, ya sea satisfactoria o de disgusto.

Te recomendamos:

7 errores que ya no deberías cometer al rasurarte

A esta edad dejas de ser joven y comienzas a envejecer

Incluso, algunos tipos de besos pueden provocar que ella te quiera lejos de su vida, aunque seas un hombre atractivo, exitoso y con personalidad.

Si no puedes brindarle una buena sesión de besos, no querrá tener más de ti.

Por esto, demuéstrale que no eres un sapo más y que eres un buen besador, al evitar o no darle estos besos:

10 tipos de besos que no le gustan a una mujer (y tú insistes en darle)

1. Beso con exceso de lengua.

Es de lo más desagradable utilizar demasiada presión o introducir la lengua tan profundamente que llegues al punto de causarle nauseas o hasta vómito.

Como en todo, el equilibrio es la clave y nada en exceso es bueno.

2. Beso cerrado.

Contrario al punto anterior, recibir besos sin abrir la boca puede resultar algo aburrido.

Tan sólo rozar los labios sin ningún sentimiento o intensidad se vuelve mecánico y molesto.

Incluso, ella puede pensar que no disfrutas de besarla o que quieres ocultar que tienes mal aliento.

3. Beso sofocado.

Sí, los buenos besos te deben quitar el aliento, pero eso no debe implicar que te ahogues al darlos o sofocarte porque no puedes parar de besarla.

Recuerda que una buena sesión de besos requiere de descansos y risas.

4. Beso de pescado.

Esto sucede cuando solo abres la boca (como un pez muerto) y no haces nada más que eso.

No hay lengua, no hay presión, no hay movimiento y, definitivamente, no hay una segunda cita o un futuro con esa persona.

5. Beso aspiradora.

Imagínate tratar de besar una aspiradora, en efecto, nada atractivo.

Se trata de besarla apasionadamente no de succionarle el alma.

6. Beso borracho.

Si los dos disfrutaron de una copitas, ¡adelante!

Pero si tú eres el único que bebió y crees que es el mejor momento para hacerlo, te equivocas.

Primero porque no la estás respetando y probablemente no lo hagas bien porque el alcohol no te permite estar al 100%.

7. Beso a mordidas.

Una mordidita ocasional puede ser muy sensual, pero si duele mucho o es constante será mejor que aprendas otras técnicas para mantener el momento interesante.

Se trata de besarla con pasión y sensualidad, y no cometérmela a mordidas.

8. Beso lagartija.

Sucede cuando una persona dispara su lengua hacia dentro y fuera de tu boca, como si estuviera cazando comida.

Si no sabes cómo integrar tu lengua al beso, lo mejor es dejarla en su lugar.

9. Beso húmedo.

Esa molesta sensación de tener que secarte la boca, el mentón, la nariz y hasta el cuello no es nada agradable.

Un beso debe tener humedad, pero no necesitas dejar tu baba por toda su cara.

10. Beso sin ritmo.

Un beso sin ritmo mata cualquier mariposa que haya volado en su estómago. Recuerda que no hay prisa y tampoco es una competencia.

La velocidad e intensidad deben aumentar gradualmente para lograr un beso exitoso.

Síguenos en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

published by El Personalista