Cultura

Kintsugi: La capacidad de recuperarte y volverte más fuerte

published by El Personalista

Kintsugi

Si estás pasando por una mala racha en tu vida en donde sientes que los errores te limitan o que te están marcando para siempre, es momento de aprender del Kintsugi.

La dificultad y el sufrimiento son parte de la vida, pero la forma en que respondemos a los desafíos de esta puede variar enormemente.

La resiliencia es el proceso de adaptarse bien ante las dificultades de la vida y esto es lo que honra el Kintsugi.

Te recomendamos:

3 cosas en las que no gasta un hombre inteligente

Los mensajes que te envía una mujer cuando le encantas

Encuentra en el Facebook de Personalista más contenidos similares

Los japoneses encontraron la forma ideal de honrar tus errores, porque ellos creen que no se trata de ser perfecto, sino de intentarlo, equivocarte, sanar y seguir adelante.

Incluso, que aprendes y veas que eres más fuerte al equivocarte.

Si sientes que todo está perdido, es momento de conocer el Kintsugi para ver una nueva perspectiva de tu vida:

Kintsugi: La capacidad de recuperarte y volverte más fuerte

En los últimos años nos hemos dedicado a vivir de una forma sencilla, fácil y rápida, en donde queremos que todo sea perfecto y novedoso.

Por esto, cuando algo se rompe, deja de funcionar o ya no nos sirve, no le damos una nueva utilidad ni tampoco lo reparamos, simplemente lo desechamos y conseguimos algo nuevo y “mejorado”.

Sin embargo, esto ha provocado que nuestra vida sea desechable y no le demos el valor que se merece.

O al menos eso es lo que creen los japoneses. Ya que ellos utilizan el kintsugi (que en español significa carpintería de oro) de una forma especial y con un trasfondo muy interesante.

Si se rompe un plato, una fuente o un jarrón de cerámica, los japoneses, en lugar de tirarlo a la basura, lo unen con esta técnica ancestral.

Pintan o unen con oro (usando barniz o resina espolvoreada) las grietas para destacar las imperfecciones.

Y el significado que le adjudican es la importancia de ver la belleza, incluso en esos momentos en donde pareciera que todo está destruido o en pedazos.

te-extranen-ex-soledad-desorden-Kintsugi
Unsplash/ Caseen Kyle Registos

La lección que debes aprender…

Su filosofía demuestra el poder de enfrentar las adversidades, mientras vemos los errores y nuestras propias cicatrices como parte importante de nuestra historia.

Lo que nos ha llevado a ser la persona que somos hoy en día.

Los japoneses creen que muchas veces nos enfocamos en lucir perfectos o queremos ocultar nuestros miedos a fracasar, ser engañados o perder algo que considerábamos valioso.

Creen que esconder esa fragilidad no sirve de nada y que debemos permitirnos ser vulnerables, mostrar nuestras cicatrices y honrar nuestros errores.

Al cubrir con oro lo que está roto no solo se le da una segunda vida también aprendes a recuperarte de una forma magistral en donde aprendes de tus equivocaciones y tienes una nueva oportunidad para hacerlo mejor.

Ahora estás roto, pero puedes reconstruirte

Esta técnica y filosofía japonesa, nos demuestran que lo que está dañado puede reconstruirse, de una forma mejorada, especial y hermosa.

Incluso, que hay una historia digna de contar, porque no necesitas ser perfecto para tener éxito, sino que debes ser real y romperte las veces necesarias para llegar a la cima.

Si hoy te sientes roto, permítete curar y entender tus cicatrices, para después valorarlas y mejorarlas con oro, es decir, con mejores acciones y decisiones.

No todo está perdido y tampoco es el fin, eres un guerrero en reconstrucción que volver más fuerte que nunca.

Síguenos en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

published by El Personalista