Estilo

7 errores que ya no deberías cometer al rasurarte

published by El Personalista

afeitarte- rasurarte

Para ti rasurarte es cosa de todos los días, es algo que aseguras que dominas a la perfección o al menos eso es lo que crees.

Sin embargo, si tu piel está irritada, tienes molestias o tu rostro está enrojecido y lastimado no lo estás haciendo bien.

Te recomendamos:

A esta edad dejas de ser joven y comienzas a envejecer

¿Tu pareja se quedó sin trabajo? Así puedes apoyarla…

Probablemente te pasa y lo ves como algo normal, pero estás cometiendo errores de novato, que ya no deberías.

Rasurarte es una habilidad importante y es fundamental saber cómo hacerlo correctamente.

Si quieres tener un buen afeitado, debes evitar estos errores comunes que la mayoría de los hombres cometen al rasurarse.

7 errores que ya no deberías cometer al rasurarte

1. No preparar tu piel.

Lo mejor que puedes hacer por tu rostro antes de afeitarte es darte una ducha caliente. 

O, si no tienes tiempo para eso, envuelve tu cara con una toalla húmeda caliente.

El calor y la humedad abrirán los poros y suavizarán el vello de la barba para facilitar el afeitado.

2. Demasiadas pasadas.

Todo rasurado necesita al menos dos pasadas para que no queden rastros de vello, ¡pero no más!

Siempre hay puntos donde es más difícil quitar el vello, pero antes de darle un sinfín de pasadas e irritar tu piel en exceso, espera y considera si puedes hacer la próxima pasada completa.

3. Presión excesiva.

En primer lugar, ya sea que estés usando una navaja de afeitar recta, asegúrate de que esté afilada.

Esto puede parecer obvio, pero seamos honestos, algunos de nosotros podemos pasar meses sin cambiar la hoja.

Para afeitarte correctamente, debes usar movimientos cortos y ligeros, sin mucha presión.

No arrastres la hoja desde la oreja hasta la base del cuello.

Apégate a pasadas de una o dos pulgadas como máximo y asegúrate de enjuagar la hoja entre cada pasada.

4. Movimientos.

Un peluquero experimentado puede afeitarte contra la corriente, pero él (o ella) realmente sabe lo que está haciendo.

Ir a contrapelo por tu cuenta solo te dejará más vulnerable a cortes y con vellos encarnados.

5. Posición de la navaja.

Si eres de los que prefiere usar una navaja de una sola hoja, es muy importante saber cómo colocarla antes de acercarla a tu rostro.

El ángulo es clave, y para conseguirlo debes encontrarlo.

Cada rostro es diferente, por lo que debes dedicarle el tiempo a una afeitada bajo una buena luz, frente al espejo, y escuchando para distinguir los cortes del vello.

6. Afeitarte en 5 minutos.

Nada que se hace con urgencia y sin cuidado sale bien. Entonces mejor toma tiempo para afeitarte con delicadeza y así evitar cortes y la incomodidad que eso genera.

Por eso, si no tienes tiempo en la mañana, hazlo en la noche con más calma.

7. No limpiarte adecuadamente.

Obviamente querrás quitar el exceso de crema de afeitar de tu cara. 

Enjuagarte con agua fría cerrará los poros, lo que ayudará a prevenir los vellos encarnados y mantendrá tu rostro más suave y saludable.

Una vez que hayas enjuagado, sécate suavemente con palmadas con una toalla. 

Si te cortaste usa un ungüento, para ayudar a coagular la sangre y prevenir infecciones. 

Al final aplica una loción para después del afeitado sin alcohol, que calmará e hidratará tu piel.

Síguenos en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

published by El Personalista